Las iglesias se unen para ayudar a salvar el año escolar

Other Manual Translations: English português

Ante una temporada de regreso a clases como ninguna otra, la Revda. Chrissy Ruehl le dijo a su esposo: "Alguien debería hacer algo". Después de escuchar el mismo estribillo del alcalde y el superintendente de la escuela en Savannah, Georgia, la diácono metodista unida se dio cuenta de que Dios la estaba llamando a ser esa persona.

Pronto descubrió que otros/as clérigos/as del área, incluido su esposo presbiteriano, sintieron el mismo llamado de ayudar a las escuelas durante la pandemia. Juntos formaron Instituciones Religiosas que apoyan la Educación (RISE por sus siglas en inglés), una coalición interreligiosa que está transformando seis lugares de culto en centros aprendizaje en línea. Uno de esos seis sitios será la Iglesia Metodista Unida Isla de Esperanza, donde Ruehl es ministra de niños/as y familias.

“Presenté la idea durante una reunión de personal y realmente sentí que todos/as estaban a bordo “Realmente se ha convertido en un ministerio para todo nuestro personal. Nos damos cuenta de que esta es la necesidad en este momento, y así es como podemos ayudar ahora" dijo.

En todos los Estados Unidos, los/as educadores/as y los padres se esfuerzan por reducir la amenaza del COVID-19 al tiempo que se aseguran de que los/as niños/as reciban el cuidado y la educación que necesitan. En respuesta a ello, las iglesias metodistas unidas están trabajando con los distritos escolares para hacer frente a la brecha creada por el COVID-19.

¿Cómo puedes ayudar?

A student uses a computer at Robbinsville United Methodist Church in North Carolina. The church is providing Internet access to students. Photo by the Rev. Eric Reece.

Un estudiante usa una computadora en la Iglesia Metodista Unida Robbinsville en Carolina del Norte. La iglesia está proporcionando acceso a Internet a los/as estudiantes. Foto cortesía del Rev. Eric Reece.

Como pastora, madre y presidenta de la junta escolar, la Revda. Eilidh Lowery (pronunciado como Hayley) tiene ideas sobre lo que el pueblo metodista unido puede hacer para ayudar a los/as estudiantes y educadores/as en estos tiempos.

"Se trata de saber qué necesita su comunidad, por lo que el primer paso es llamar a su distrito escolar" dijo Lowery, pastor principal de la parroquia del sureste de Portland, una colaboración de dos iglesias metodistas unidas.

Pero agregó que hay algunas formas sencillas de ayudar a sus vecinos/as:

• Si vive en un edificio de apartamentos, podría hablar con su proveedor de servicios para compartir su Wi-Fi con vecinos/as que no tienen Internet.

• Muchos/as jóvenes viven en hogares ruidosos donde es un desafío concentrarse en las lecciones. Las donaciones de buenos auriculares nuevos ayudan a bloquear las distracciones.

• Envíe tarjetas para que los/as maestros/as y otros/as empleados/as de la escuela sepan cuánto se les aprecia. "Decir 'Te vemos, sabemos lo duro que estás trabajando y estamos orando por ti' podría ser de gran ayuda" dijo Lowery.

No se equivoquen: el virus puede infectar a los/as niños/as quienes al igual que los/as adultos/as, pueden contagiar a otras personas. Según un análisis de la Academia Estadounidense de Pediatría y la Asociación de Hospitales de Niños más de 380.000 niños/as estadounidenses han dado positivo por COVID-19 desde el inicio de la pandemia. Esta infección pone en peligro la vida tanto de niños/as como de adultos/as.

Con eso en mente, muchos distritos escolares, incluido el sistema de escuelas públicas del condado de Savannah-Chatham, están comenzando el año solo con clases en línea. Otros distritos escolares están probando un enfoque híbrido con días selectos de clases presenciales y solo en línea. Pero estos planes conducen a otros desafíos pues muchas familias no tienen computadoras ni acceso a Internet para recibir clases en línea. Muchos padres, incluidos/as trabajadores/as esenciales, no cuentan con apoyo para el cuidado de los/as niños/as más allá de lo que ofrecen las escuelas. La Academia Estadounidense de Pediatría y las asociaciones de maestros/as también han enfatizado que los/as niños/as aprenden mejor en un aula.

“Lo que veo es que la gente realmente hace lo mejor que puede y que no hay buenas respuestas”, dijo la Revda. Eilidh Lowery, pastora metodista unida y presidenta de la junta escolar de Portland, Oregón, quien también dijo que el pueblo metodista unido tiene un papel que desempeñar en amar a las personas que enfrentan decisiones difíciles, así como en responder a las desigualdades que la pandemia solo ha exacerbado. El distrito de Portland también está comenzando las clases en línea.

Los/as metodistas unidos/as están avanzando de diversas formas; están proporcionando comidas para los/as jóvenes atrapados/as en casa, diciéndole a los/as maestros/as que están orando por ellos/as, y adaptando los ministerios existentes a las necesidades actuales.

La Iglesia Metodista Unida Prescott en Arizona está transformando su antigua distribución de morrales, calcetines y zapatos para el regreso a la escuela, a entregar computadoras portátiles a los/as jóvenes.

Denise Woolsey, líder laica de la congregación del ministerio Zapatos del Pastor, tuvo la idea y está trabajando para obtener de 75 a 100 computadoras portátiles para los/as niños/as identificados/as por el distrito.

"He visto la enorme brecha digital que se está produciendo entre los/as estudiantes que tienen la capacidad de obtener computadoras y los que no" dijo Woolsey, profesor de negocios en el colegio comunitario local.

La Revda. Patti Blackwood, diácona y ministra de cuidado congregacional de la iglesia, dijo que el donante anónimo de la congregación, quien por mucho tiempo ha financiado la distribución de morrales y zapatos, accedió fácilmente a apoyar el ministerio de informática de este año.

“El donante dijo que a él y a su esposa no les importa lo que les llegue a los/as niños/as siempre que cubran su necesidad, y saben que esto proviene de personas cristianas” dijo Blackwood. La congregación de Prescott planea adornar cada computadora portátil con una cruz y una calcomanía de la llama.

 

The Rev. Dan Hurlbert in this photo from before COVID-19 stands with children who have received backpacks from Prescott United Methodist Church in Arizona. This year, the church is giving away laptops to families who will return to school using only remote learning. Photo courtesy of the Rev. Hurlbert.

El Rev. Dan Hurlbert en esta foto previa al COVID-19, se encuentra con niños/as que han recibido mochilas de la Iglesia Metodista Unida Prescott en Arizona. Este año, la iglesia está regalando computadoras portátiles a las familias que regresarán a la escuela a través de las clases en línea. Foto cortesía del Rev. Hurlbert.

 

Otras iglesias tienen los recursos para recibir a los/as estudiantes en sus instalaciones.

Ruehl, madre de un niño de jardín de infancia y otro de segundo grado, elaboró el plan para los centros de aprendizaje en línea en el área de Savannah, cuyo objetivo es ofrecer un lugar para que los/as estudiantes reciban lecciones en línea con la supervisión de un/a adulto/a, al mismo tiempo que se mantienen los protocolos de salud y se siguen los requisitos de seguridad infantil de los santuarios seguros.

La Iglesia Metodista Unida Isla de Esperanza planea tener 42 estudiantes repartidos en cuatro áreas del edificio. Los grupos de 10 a 11 estudiantes tendrán cada uno sus propios baños y espacio al aire libre y todos/as los/as participantes deberán usar máscaras, permanecer separados/as por al menos 6 pies y someterse a controles diarios de temperatura.

Maestros/as jubilado/as s se han ofrecido como voluntarios/as para ofrecer tutoría, y otros/as miembros se han ofrecido como voluntarios/as para dirigir actividades de enriquecimiento como lecciones de cocina y experimentos científicos. “La gente está emocionada y creemos que podemos mantenerlos a salvo permaneciendo en grupos y tratando de hacer todo lo que podamos afuera” dijo Ruehl.

La Conferencia Anual de Texas se ha embarcado en un programa similar, pero mucho más extenso, en asociación con el distrito escolar de Houston, el octavo más grande del país.

En este punto, al menos 16 iglesias metodistas unidas del área de Houston están comprometidas a ser un sitio de aprendizaje en línea para niños/as en riesgo en el distrito, dijo la Revda. Jill Daniel, quien dirige los Santuarios de Aprendizaje de la conferencia. Otras iglesias y metodistas unidos/as individuales en el área están proporcionando apoyo financiero y voluntarios/as.

La Iglesia Metodista Unida Trinidad, la iglesia afroamericana más antigua de la ciudad, planea ser uno de los sitios de aprendizaje virtual este año, cuando celebrará su aniversario 155.

El Rev. Ed Jones III, pastor principal de la iglesia, dijo que la congregación se inspira en sus primeros/as miembros, muchos/as de los/as cuales fueron los/as primeros/as médicos/as, abogados/as y educadores/as negros de la zona. Espera que algunos de los/as estudiantes a quienes sirve la iglesia, se conviertan en pioneros/as similares.

"Nuestro compromiso es ser una iglesia que ayude a crear 'primeras' oportunidades" dijo Jones.

Katherine Paulk holds up a sign from Tifton First United Methodist Church in south Georgia that announces the church is praying for teachers. United Methodist congregations across the United States are finding ways to help schools address the challenges presented by COVID-19. Photo courtesy of Allison Lindsey, South Georgia Conference.

Katherine Paulk sostiene un cartel de la Primera Iglesia Metodista Unida Tifton, al sur de Georgia que anuncia que la iglesia está orando por los/as maestros/as. Las congregaciones metodistas unidas en los Estados Unidos están encontrando maneras de ayudar a las escuelas a abordar los desafíos presentados por el COVID-19. Foto cortesía de Allison Lindsey, Conferencia Anual de Georgia del Sur.

En las zonas rurales montañosas del oeste de Carolina del Norte, la asociación de larga data de la Iglesia Metodista Unida Robbinsville con el distrito escolar ya está dando nuevos frutos en lo que el Rev. Eric Reece llama un "desierto de internet".

Suscríbase a nuestro nuevo boletín electrónico en español y portugués UMCOMtigo

¿Le gusta lo que está leyendo y quiere ver más? Regístrese para recibir nuestro nuevo boletín electrónico UMCOMtigo, un resumen semanal en español y portugués, con noticias, recursos y eventos importantes en la vida de La Iglesia Metodista Unida. 

¡Manténgase informado/a!

Menos de la mitad de los hogares de los alrededores del condado de Graham tienen acceso a internet de banda ancha; y cuando las escuelas cerraron en marzo, la Iglesia Metodista Unida Robbinsville trabajó con el Centro Rural de Carolina del Norte para proporcionar 14 puntos de acceso que las Escuelas del Condado de Graham podrían distribuir en este distrito de 1.150 estudiantes.

Cuando hay presencia de pastores, los padres pueden dejar en la iglesia a sus estudiantes para que usen su Wi-Fi para hacer la tarea. "Solo estamos usando el boca a boca", dijo Reece y agregó que el distrito escolar sabe que la iglesia está allí para quien necesite conectarse al Wi-Fi.

La asociación con la congregación de Robbinsville es "una gran bendición", dijo Angie Knight, superintendente de las escuelas del condado de Graham. “Este proyecto en particular permite que muchos/as de nuestros/as niños/as, en su mayoría de familias con grandes necesidades, tengan las herramientas para acceder a sus estudios académicos este año”.

Ruehl, ministra de Savannah, reconoció que las necesidades son altas y, a veces, pueden ser abrumadoras. Sin embargo, ella también ha visto el alivio que las iglesias brindan simplemente al hacer lo que Dios les autoriza a hacer.

Recientemente llamó a una madre soltera de la lista de espera, para informarle que se había abierto un lugar para su hijo en el programa. “Comenzó a llorar por teléfono porque acababa de sentarse a llenar una solicitud de cupones de alimentos” dijo Ruehl. Ahora, la mamá no tendría que elegir entre pagar la comida y el cuidado de los/as niños/as mientras trabaja. "Ella se sintió abrumada cuando le dije 'Usted fue aceptada'".

 

* Hahn es reportera de noticias multimedia para Noticias MU. La puede llamar al (615) 742-5470 o escribirle a [email protected]. Para leer más noticias metodistas unidas, ideas e inspiración para el ministerio suscríbase gratis al UMCOMtigo.

** Leonor Yanez es traductora independiente. Puede escribirle a IMU_Hispana-Latina @umcom.org

 

Misión
Los incendios forestales arden durante una noche a mediados de agosto cerca de Susanville, California. Estos incendios han destruido más de 30.000 hectáreas de tierra alrededor de Susanville. Foto de Doug Magill, Ejército de los Estados Unidos.

Incendios y pandemia dificultan entrega de ayuda por desastres en el Oeste

Después de un huracán o un tornado, los equipos de ayuda en casos de desastre y los voluntarios de la iglesia suelen entrar en acción. Tal respuesta no ha sido posible ante la gran cantidad de incendios forestales.
Misión
El Obispo Scott Jones visita a Dondren Wilson, alumno de tercer grado, durante el primer día del programa Santuarios de Aprendizaje en la Iglesia Metodista Unida Trinidad en Houston. El programa, iniciado por la Conferencia Anual de Tejas de La IMU, ofrece un espacio seguro, acceso a Internet y otros recursos en las iglesias del área, lo que permite a los padres regresar al trabajo y a sus hijos/as continuar su educación durante la pandemia por el COVID-19. Foto de Mike DuBose, Noticias MU.

Iglesias de Houston se convierten en santuarios de aprendizaje para estudiantes

El programa “Santuarios de Aprendizaje” de la Conferencia Anual de Tejas se lanzó el 8 de septiembre para los/as estudiantes que ya no tenían que asistir a la escuela después de las vacaciones de verano.
Iglesia Local
El pastor y el equipo de alabanza de la Primera Iglesia Metodista Unida dirigen el culto en Calfee Park, hogar de los Yankess de Pulaski. Foto cortesía de la Conferencia Anual de Holston.

Iglesia de Pulaski la bota de jonrón ofreciendo cultos en un estadio

La Primera IMU de Pulaski ha encontrado un ha encontrado un stadium de beisbol de ligas menores, donde levan a cabo cultos al aire libre y suficientes espacio para mantener la distancia social.