El legado de un reconocido Pastor hispano en el metodismo unido

Translate Page

Claves:

  • El Rev. Roberto Gómez falleció el 26 de mayo a los 75 años.
  • Fue pastor y superintendente durante mucho tiempo en la Conferencia Anual de Río Grande.
  • Como miembro de la junta de la Casa de Publicaciones Metodista Unida, impulsó con éxito la publicación de un himnario metodista unido en español.
  • Sirvió en numerosas juntas relacionadas con La Iglesia Metodista Unida y dos veces fue candidato a obispo.

A fines de la década de 1960, Roberto Luis Gómez era un estudiante hispano excepcional en la Universidad del Sur, una escuela metodista en Georgetown, Texas. Pasó de ser "Robert", a ser llamado "Bobby" por sus amigos cercanos.

Una noche se reunió y oró con un estudiante preministerial llamado Charles Millikan y durante su sesión en el dormitorio, Gómez respondió una llamada al ministerio metodista unido y decidió que, para siempre, sería “Roberto”.

“Él reivindicó su cultura latinoamericana y cambió su nombre; fue como cuando Saúl pasó a ser Pablo”, recordó Millikan, un anciano jubilado de la Conferencia Anual de Texas que se desempeña como vicepresidente de atención espiritual e integración de valores en el Hospital Metodista de Houston.

Roberto Gómez undergoes ordination as a United Methodist elder during a June 1972 service at La Trinidad United Methodist Church in San Antonio, Texas. Photo courtesy of the Gómez family. 

Roberto Gómez se ordena como anciano metodista unido durante un servicio en junio de 1972 en la Iglesia Metodista Unida La Trinidad en San Antonio, Texas. Foto cortesía de la familia Gómez.

Gómez tuvo una larga carrera como clérigo metodista unido, entre los mundos de habla inglesa y española de la denominación y tuvo un gran impacto como pastor, superintendente de distrito, miembro de la junta de la agencia general y fideicomisario de varias instituciones relacionadas con los metodistas unidos, incluido el suroeste.

Gómez murió el 26 de mayo, a los 75 años, en San Antonio por complicaciones después de una cirugía a corazón abierto. Está siendo recordado por los hitos de su carrera, pero aún más por el cuidado pastoral que brindó tan libremente.

“En más de 40 años de servicio activo como ministro ordenado, Roberto bendijo nuestra conexión metodista unida con su liderazgo”, dijo el Obispo jubilado Joel Martínez.

“Era un verdadero wesleyano y vio el mundo como su parroquia, y así lo trató” dijo Millikan.

Gómez nació el 24 de octubre de 1946 en San Antonio, hijo del Rev. Luis Castillo Gómez y Rosario Rocha Gómez. Su padre era un barbero convertido en pastor metodista en la Conferencia Anual de Rio Grande, una conferencia principalmente de habla hispana, que se fusionó con la Conferencia Anual del Suroeste de Texas en la Conferencia Anual de Río Texas en 2015, tenía iglesias dispersas por todo Texas y más allá.

The Rev. Luis Castillo Gómez and Rosario Rocha Gómez with baby Roberto in San Antonio, Texas, in late 1946 or early 1947. Roberto Gómez would grow up to be a leading pastor of the Rio Grande Conference, following his father’s example. Photo courtesy of the Gómez family. 
El Rev. Luis Castillo Gómez y Rosario Rocha Gómez con el bebé Roberto en San Antonio, Texas, a fines de 1946 o principios de 1947. Roberto Gómez se convertiría en un pastor líder de la Asociación de Río Grande, siguiendo el ejemplo de su padre. Foto cortesía de la familia Gómez.

Como hijo de un pastor, Gómez se acostumbró a las mudanzas frecuentes y a vivir en casas parroquiales, lo que continuó cuando siguió a su padre y se convirtió en pastor de la Conferencia Anual de Río Grande.

“Tenía 66 años cuando me jubilé y de ese tiempo, viví 65 años en una casa parroquial o en un dormitorio que pertenecía a una escuela afiliada a los/as metodistas” dijo Gómez en una entrevista oral con Elisa Barton.

Gómez creció hablando inglés y algo menos fluido, español. Si bien las oportunidades de liderazgo para estudiantes hispanos/as en las escuelas públicas a las que asistía eran escasas, le dio crédito a los grupos Fraternidad de Jóvenes Metodistas por darle la oportunidad de crecer y brillar.

Después de la Universidad del Sur, Gómez fue a la Escuela de Teología Perkins de la Universidad Metodista del Sur, donde cantó en el coro y se unió a otros dos estudiantes para fundar Seminaristas Chicanos. Durante sus años de seminario, estudió en un programa en la Ciudad de México, mejorando su español y profundizando su aprecio por la historia y cultura mexicana.

Fue ordenado diácono metodista unido en 1971 y anciano en 1972, comenzando así su larga permanencia liderando iglesias en la Conferencia Anual de Río Grande.

Gómez y su esposa Juanita, se casaron en 1974 cuando él era un joven pastor en Harlingen, Texas. Juanita era metodista y trabajadora social, pero también una persona introvertida. Una cita temprana con Roberto le mostró que él era todo lo contrario. Fueron a ver “ Vuelve a mi Lado” con Barbra Streisand, pero Juanita no estaba segura de que verían los primeros minutos de la película porque Roberto pasó mucho tiempo charlando con los/as trabajadores/as de la taquilla.

“Pensé ‘¿Quién habla con la gente de los boletos y pregunta por sus familias?’. Pero él siempre estuvo interesado en las personas” dijo.

The Rev. Roberto Gómez in a Christmas photo with young daughters Laura (left) and Amy. Photo courtesy of the Gómez family. 

El Rev. Roberto Gómez en una foto navideña con sus hijas pequeñas Laura a la izquierda y Amy. Foto cortesía de la familia Gómez.

Suscríbase a nuestro nuevo boletín electrónico en español y portugués UMCOMtigo

¿Le gusta lo que está leyendo y quiere ver más? Regístrese para recibir nuestro nuevo boletín electrónico UMCOMtigo, un resumen semanal en español y portugués, con noticias, recursos y eventos importantes en la vida de La Iglesia Metodista Unida. 

¡Manténgase informado/a!

Mientras Roberto servía en iglesias, los Gómez vivían en varias ciudades y pueblos de Texas, así como en Albuquerque, Nuevo México. Pasó 12 años al frente de la Iglesia Metodista Unida El Mesías en Mission, Texas, donde su padre había servido. Los servicios de adoración bilingües pusieron a prueba a Roberto Gómez, lo que compartió entre risas en una entrevista de historia oral: “Cuando estaba predicando y estaba muy emocionado, me olvidaba si estaba predicando en español o en inglés”.

Gómez sirvió gran parte de su carrera como superintendente de distrito de la Conferencia Anual de Río Grande. Cuando hizo su doctorado en ministerio en Perkins a fines de la década de 1980, su artículo principal se tituló “El Superintendente de distrito como líder espiritual”.

Y como delegado a la Conferencia General de 1998, impulsó con éxito un lenguaje en el Libro de Disciplina para especificar el liderazgo espiritual como una prioridad para los/as superintendentes.

“Cuando era superintendente no solo visitaba a los/as pastores/as y sus asignaciones, pues también hizo que los/as pastores/as fueran a su oficina para hablar no solo de lo que estaba pasando en la iglesia, sino también de lo que estaba pasando en su propia vida espiritual” dijo el Rev. José Palos, colega de la Conferencia Anual de Río Grande desde hace mucho tiempo. No todos los pastores apreciaron eso.

“Los/as superintendentes no suelen hacer ese tipo de preguntas y la razón por la que lo hizo fue porque estaba genuinamente interesado en que sus pastores/as cultivaran una espiritualidad más profunda, para que pudieran ministrar mejor” dijo Palo.

Obituario y servicio funeral

Además de su esposa Juanita, a Gómez le sobreviven sus hijas Laura Cristina Vinson (Bob) y Amy Raquel Gómez (Jeremy Jonas); un hermano Alfred Gómez y sobrinos/as y primos/as.

El 23 de julio se llevará a cabo un servicio de celebración de la vida de Gómez en la Iglesia Metodista Unida La Trinidad de San Antonio, una de las iglesias a las que sirvió. El velorio es a las 9 a. m., el servicio es a las 10 a. m. y sigue una recepción en el gimnasio de la iglesia. El servicio se transmitirá en vivo en este enlace.

En lugar de flores, se pueden hacer contribuciones al Fondo de Becas Dr. Raul R. Gómez en la Universidad del Sur, 1001 East University Ave., Georgetown, TX 78626, o en southwestern.edu.

El 23 de julio se llevará a cabo un servicio de celebración de la vida de Gómez en la Iglesia Metodista Unida La Trinidad de San Antonio, una de las iglesias a las que sirvió. El velorio es a las 9 a. m., el servicio es a las 10 a. m. y sigue una recepción en el gimnasio de la iglesia. El servicio se transmitirá en vivo en este enlace.

Gómez tuvo un impacto mucho más allá de la Conferencia Anual de Río Grande, pasó 30 años enseñando a tiempo parcial en el programa de Curso de Estudios de idioma español en Perkins, con un enfoque en el cuidado pastoral. Sirvió 17 años en la junta de la Casa de Publicaciones Metodista Unida (UMPH por sus siglas en inglés). El Obispo Martínez lo llamó “crucial” para la decisión de la Editorial de imprimir un himnario metodista unido en español, lo cual fue confirmado por Neil Alexander, presidente y editor emérito de la UMPH.

“Roberto gentilmente instó a la UMPH a dejar de lado las inhibiciones sobre el reclutamiento de talentos y designar importantes fondos de desarrollo para lo que se convirtió en Mil Voces Para Celebrar, un himnario oficial en español completamente nuevo que ha sido apreciado y ampliamente utilizado por miles durante 25 años” dijo Alexander.

Gómez también sirvió en varias juntas, desde la Fundación Metodista de Texas hasta el Banco de Pañales de Texas. Escribió devocionales y capítulos de libros, y presidió durante 12 años el consejo editorial de Apuntes, una revista religiosa hispana metodista unida.

Se desempeñó como delegado a la Conferencia Jurisdiccional Sur Central, así como delegado a la Conferencia General. Estuvo en la Comisión de la Conferencia General y en el Comité Nacional de Ministerios Hispanos, precursor del Plan Nacional para el Ministerio Hispano/Latino.

Los amigos dicen que Gómez veneraba a sus padres pero dejó atrás el sentimiento anticatólico que prevalecía en las iglesias metodistas mexicoamericanas de su juventud. Formó estrechas amistades ecuménicas y abrazó el culto litúrgico a lo largo de su carrera. “Roberto fue uno de los líderes de adoración más católicos, con una ‘c’ minúscula, que apreciaba el ritmo y la totalidad del calendario litúrgico” dijo Martínez.

La adopción de Gómez de la liturgia y el ecumenismo fue parte de un patrón de crecimiento personal. “En nuestros 55 años de amistad observé ese progreso”, dijo Bill Hardt, historiador del metodismo de Texas y compañero de clase de Gómez en la Universidad del Sur.

Gómez fue nominado dos veces para obispo, ganando el respaldo de las conferencias de Rio Grande y Suroeste de Texas, así como de MARCHA, el caucus hispano/latino dentro de La Iglesia Metodista Unida. El no ser elegido lo decepcionó profundamente, dijo Juanita Gómez al recordar haberle dicho que probablemente estaba mejor al no ser obispo, porque los/as obispos/as no tienen regularmente las oportunidades de atención pastoral que eran tan significativas para él, como visitar a las personas en el hospital. 

The Rev. Roberto Gómez and his wife, Juanita, flank their daughter Amy. Photo courtesy of the Gómez family.  

El Rev. Roberto Gómez y su esposa Juanita, con su hija Amy. Foto cortesía de la familia Gómez.

Después de su jubilación en 2013, Gómez y su esposa viajaron más y profundizó su estudio de la historia medieval Española, pero siguió dando atención pastoral. Por ejemplo, mantuvo un ministerio de correo electrónico, reuniendo y compartiendo actualizaciones de salud sobre los/as pastores/as dispersos/as de la Conferencia Anual Rio Grande y sus cónyuges.

“Él fue una conexión muy importante para esa comunidad” dijo el Rev. Paul Barton, pastor de la Iglesia Metodista Unida Casa Emanu-El en Dallas, y autor del libro “Metodistas hispanos, presbiterianos y bautistas en Texas”.

Gómez mantuvo su ministerio de correo electrónico hasta sus últimas semanas. Terminó los mensajes de esta manera: “Gracia y paz, Roberto L. Gómez, Anciano retirado de la Conferencia Anual de Río Grande”.

 

* Hodges es reportero de Noticias MU y está radicado en Dallas. Lo puede llamar al (615) 742-5470 o escribirle a [email protected]. Para leer más noticias metodistas unidas, ideas e inspiración para el ministerio suscríbase gratis al UMCOMtigo.

** Leonor Yanez es traductora independiente. Puede escribirle a IMU Hispana-Latina @umcom.org

 

Iglesia Local
Rev. Luis Velasquez durante su intervención en la reunión plenaria del Caucus Hispano-Latino de La Iglesia Metodista Unida, MARCHA, en 2019. Foto de archivo Michelle Maldonado, UMCOM.

Beneficiario de DACA nuevo pastor de la IMU Crossroads en Wisconsin

El Rev. Velásquez, de 31 años, se convirtió oficialmente en pastor de la iglesia en Hogan Road el pasado 1 de julio, cuando su predecesor, el Rev. Scott Walters, se jubiló después de 42 años de ministerio.
Entidades de la Iglesia

Conferencia y mega iglesia llegan a acuerdo legal

La iglesia Monte Bethel ha acordado pagar $13,1 millones a la Conferencia Anual del Norte de Georgia para dejar La Iglesia Metodista Unida y mantener la propiedad.
Temas Sociales
Madre migrantes en un campamento improvisado cerca del cruce fronterizo en Tijuana, reciben alimentos y otros suministros de ayuda de la Iglesia Metodista Nuevo Pacto y la Iglesia Evangélica San Pablo en Tijuana. Unos 1.500 inmigrantes se han establecido allí, muchos/as de ellos/as con la esperanza de presentar solicitudes de asilo ante las autoridades de inmigración de Estados Unidos. Foto de Mike DuBose, Noticias MU.

Las madres de la frontera cuentan sus historias

Las madres migrantes en la frontera mantienen su lucha por buscar un futuro más esperanzador para ellas y sus familias.