En revisión credenciales de votación de delegados/as a la CG2019

Other Manual Translations: English 한국어 português

Los/as organizadores/as de la Conferencia General están investigando si personas no elegibles podrían haber recibido credenciales para votar durante la Conferencia General especial 2019 de La Iglesia Metodista Unida.

Después de una revisión en profundidad, se ha podido detectar la posibilidad de que a “un pequeño número” de personas, que originalmente se le negaron las credenciales como delegados/as, pudieron haberlas obtenido posteriormente, dijo el Rev. Gary W. Graves, secretario de la Conferencia General. Al respecto Graves se negó a dar cifras más precisas.

La revelación de posibles irregularidades en la votación se produce después de una Conferencia General muy polémica en la que los/as delegados/as intentaron establecer los lineamientos de la denominación, en el histórico debate la homosexualidad.

Por 438 a 384 votos, los/as delegados/as adoptaron el Plan Tradicionalista, que ratifica las prohibiciones de la denominación de oficiar bodas entre personas del mismo sexo, ordenar clero gay "auto-declarado practicante" y refuerzas las penalidades estipuladas en caso de su incumplimiento.

Graves dijo que el número de posibles votantes no elegibles era demasiado escaso como para afectar el resultado final en la escogencia del Plan Tradicionalista o la derrota del Plan “Una Sola Iglesia”, el cual habría dejado las decisiones sobre la ordenación de homosexuales y el matrimonio igualitario, a nivel de las conferencias anuales y las iglesias locales respectivamente.

Sin embargo, los/as votantes más tarde decidieron, por un margen de dos votos, 402 a 400, sustituir un informe minoritario por la Petición 90066, la cual establece una legislación de desafiliación que permitiría a las iglesias, dentro de los límites, dejar la denominación manteniendo la propiedad de la iglesia.

Los/as organizadores/as de la CG2019 están consultando con Leonard Young, el parlamentario profesional que sirvió durante la Conferencia General, sobre el impacto que tendría cualquier votante inelegible en esta acción legislativa.

Debido a que la votación es secreta, dijo Graves, los organizadores de la Conferencia General no saben si los/as posibles votantes no elegibles, apoyaron un resultado particular.

Tanto el Plan Tradicionalista como la legislación de desafiliación, se enfrentan a una revisión en abril por parte del Concilio Judicial, el máximo tribunal de la denominación. Estas solicitudes de revisión constitucional se produjeron antes de que el tema de los/as votantes no elegibles se hiciera público. El concilio ya había identificado problemas constitucionales tanto en el Plan Tradicionalista como en la versión original de la Petición 90066.

Los problemas de inelegibilidad se producen después de una Conferencia General con un alto nivel de seguridad interna, donde se tomaron medidas adicionales para garantizar que solo los/as delegados/as o sus suplentes tuvieran acceso al área de votación. Los/as observadores/as de la conferencia, celebrada en un antiguo estadio de fútbol, solo tenían acceso a los pisos superiores, lejos del lugar donde se reunían los/as delegados/as.

Graves dijo que se dio cuenta de las inconsistencias después de una investigación sobre el proceso de registro y acreditación de delegados. En consulta con Duncan McMillan, presidente de la Comisión de la Conferencia General, Graves y otros/as líderes comenzaron una revisión en profundidad para preparar los registros de asistencia de los/as delegados/as según lo exigen las reglas de la Conferencia General.

Los/as delegados/as a la Conferencia General multinacional están igualmente divididos entre laicos/as y el clero. La Conferencia General de 2019 debía tener 864 delegados/as, pero 31 estaban ausentes, principalmente porque no pudieron obtener sus visas.

Cada conferencia anual metodista unida elige un número designado de delegados/as y tantos suplentes como elija la conferencia; luego el/la secretario/a de cada conferencia anual envía, los nombres e información de contacto de los/as elegidos/as a los/as organizadores/as de la Conferencia General.

La información sobre los/as delegados/as y sus suplentes se ingresa luego en una base de datos de la Conferencia General, que se utiliza para crear las tarjetas credenciales, las cuales se distribuyen luego a cada secretario de la conferencia para su firma y distribución a los/as delegados/as. Cuando los/as delegados/as llegan a la Conferencia General, traen esta tarjeta, su pasaporte u otra identificación con foto para registrarse y recoger las credenciales preparadas para ellos. "Hay casos en los que las tarjetas de credenciales se perdieron o no pudieron llegar a los delegados, por lo que en ese caso pasan por un proceso de reemplazo", dijo Graves.

"Completan su nombre y se compara con la identificación con foto y se entrega al/a la voluntario/a o al personal que trabaja en esa estación. "Siempre que estén en la base de datos y siempre que la identificación con foto coincida con el nombre que han puesto en la tarjeta, se les emitirán las credenciales finales", dijo Graves.

En la revisión, Graves, el gerente de negocios de la Conferencia General, otro personal y una firma de auditoría independiente, verificaron las tarjetas credenciales, los escaneos de códigos de barras de la placa de identificación, los formularios de asistencia, los formularios de asientos de los/as delegados/as suplentes y otros recursos.

"En este punto, vamos a presentar todo lo que tenemos a la Comisión de la Conferencia General y emitirán una declaración sobre lo que creen que ha ocurrido", dijo Graves quien añadió que la comisión en pleno se convocaría lo antes posible y determinaría los próximos pasos.

"La integridad de nuestro proceso de elección y acreditación es crítica y tomaremos las medidas necesarias para mejorarlo y garantizarlo", dijo Graves.

Por su parte, McMillan dijo en un comunicado que el comité ejecutivo de la Comisión de la Conferencia General está considerando recomendaciones para la comisión en pleno: "Estamos comprometidos a trabajar para fortalecer el proceso de acreditación", afirmó McMillan.

 

* Hahn es reportera de noticias multimedia para el Servicio Metodista Unido de Noticias. Comuníquese con ella al (615) 742-5470 o [email protected].

** El Rev. Gustavo Vasquez es el Director de Noticias Metodistas Unidas para a audiencia hispano/latina. Puede contactarle al (615)742-5155 o por el [email protected]

Entidades de la Iglesia
Ann Jacob de la Conferencia Anual del Este de Pensilvania, aparece rodeada por otros/as jóvenes mientras lee una declaración sobre la unidad de la iglesia durante la Conferencia General Metodista Unida de 2016 en Portland, Oregon. Ella junto a otras personas han suscrito una petición que insta a los/as organizadores de la Conferencia General a reconsiderar la reprogramación de la próxima Conferencia General para el inicio del calendario académico. Foto de archivo de Mike DuBose, Noticias MU.

Obispos/as instan a reconsiderar la fecha de la Conferencia General 2021

El Concilio de Obispos/as ha solicitado la consideración de una petición redactada por jóvenes delegados/as a la Conferencia General. a la comisión que se encarga de definir las fechas para esta asamblea legislativa.
Entidades de la Iglesia
Los/as delegados/as consideran las propuestas legislativas durante la Conferencia General Metodista Unida de 2016 en Portland, Oregón. Después del aplazamiento causado por la pandemia, las fechas propuestas para la próxima Conferencia General son del 31 de agosto al septiembre. 10 de 2021. Foto de archivo de Mike DuBose, Noticias MU.

La Conferencia General tiene fechas tentativas

Las posibles fechas, compartidas por el Concilio de Obispos/as, serían más de un año después de la programación original que tenia la máxima asamblea legislativa.
Entidades de la Iglesia
La Comisión resolvió continuar con la sede en el Centro de Convenciones de Minneapolis para la reunion del proximo año. Fotocomposición en español UMCOM.

Conferencia General de La IMU será pospuesta para el 2021

Aunque aun no se ha determinado una fecha especifica, , la Comisión resolvió continuar con Minneapolis como sede de la reunion.