Maestra guatemalteca lleva 10 meses refugiada en iglesia metodista esperando justicia

Other Manual Translations: português

La Iglesia Metodista Unida (IMU) Memorial Wesley en Charlottesville, Virginia, tenía menos de un día para decidir si le ofrecía Santuario a Maria Chavalan Sut o no. El 29 de septiembre de 2018, la Coalición de Defensa y Recursos de Inmigración del área de Charlottesville se acercó al pastor de la iglesia Wesley (Rev. Isaac Collins), para preguntar si la iglesia aceptaría una guatemalteca nativa de Kaqchikel para recibir Santuario. Después del servicio de adoración del 30 de septiembre, Collins y los/as miembros de la congregación se reunieron con los/as líderes de la comunidad para discutir su caso, y el concilio de la iglesia votó unánimemente y abrió sus puertas ese día, para aceptarla como su refugiada para recibir Santuario.

Iglesia Metodista Unida Wesley Memorial en Charlottesville, Virginia. Foto: Cortesía de la Iglesia Metodista Unida Wesley Memorial.

Iglesia Metodista Unida Wesley Memorial en Charlottesville, estado de Virginia. Foto: Cortesía de la Iglesia Metodista Unida Wesley Memorial.

Chavalan Sut, de 40 años aproximadamente, ha experimentado el tipo de violencia que deja cicatrices profundas que la perturban y hacen que sea difícil sentirse segura; es sobreviviente de la guerra civil guatemalteca que duró 36 años(1960-1996), en la cual su casa y su aldea fueron incendiadas y su tío junto con sus primos fueron enterrados vivos. Los kaqchikel son uno de los 26 grupos indígenas mayas de Guatemala. La BBC informa que más de 200.000 personas murieron en el transcurso de la guerra, y el 83% era descendiente de los Maya. A la fecha, el legado de violencia contra las mujeres indígenas dejadas por esos años de terror continúa.

A pesar de sus condiciones de vida, Chavalan Sut se graduó de la escuela y se convirtió en profesora; también trabajó para salvar su idioma nativo, produciendo y distribuyendo literatura kaqchikel en la ciudad de Guatemala. Pero en 2014, su familia fue nuevamente atacada, esta vez por personas que querían la tierra de su familia. Cuando ella se negó a vender, incendiaron su casa con su familia dentro. En 2015, Chavalan Sut se dirigió a los Estados Unidos.

Buscando seguridad y un justo proceso

Chavalan Sut siguió el curso legal abierto para ingresar en los Estados Unidos, se entregó a los agentes de la frontera de los Estados Unidos y solicitó asilo. Pasó la entrevista de "miedo creíble" con un agente de la frontera y fue puesta en libertad para esperar hasta que su caso pudiera ser presentado ante un tribunal de inmigración en Virginia. Pero el documento de aviso de comparecencia que Inmigración y Aduanas (ICE) le proporcionó no indicaba día ni hora para su comparecencia. Esperó por más detalles que nunca recibió y por ello perdió la fecha de la corte, y debido a que no se presentó, la corte ordenó su expulsión.

Chavalan Sut impugna la orden basándose en la falta de notificación, y su abogado ha presentado una moción para reabrir su caso, que está pendiente de una nueva fecha en la corte de inmigración en Arlington. Pero ICE actuó sobre la orden, antes de que la apelación pudiera ser decidida. A Chavalan Sut se le negó el debido proceso y su derecho a impugnar la orden, un derecho garantizado por el Protocolo de las Naciones Unidas de 1967 sobre el Estatuto de los Refugiados.

Dentro de los muros de la iglesia, al cuidado de miembros y voluntarios/as de la comunidad, Chavalan Sut admitió que hacía mucho tiempo que no se sentía segura. “Por primera vez puedo respirar, es la primera vez que puedo dormir y es la primera vez, que no he sentido miedo" dijo en un comunicado emitido por la iglesia una semana después de haber entrado a Santuario.

Por parte de la congregación, Collins dijo que Santuario era más una respuesta espiritual que política. “Cuando le abrimos nuestras puertas a María, no se trataba solo de darle un lugar para quedarse. Queríamos darle la bienvenida a nuestra comunidad”. Wesley Memorial es el hogar de una congregación muy antigua, y algunos temían que la solicitud de recibir a un/a refugiada la abrumaría, pero los/as miembros de la comunidad de Charlottesville más allá de Wesley se acercaron para ser voluntarios/as y, en promedio, 50 voluntarios/as ayudan cada semana con varias tareas.

La iglesia preparó un espacio seguro para María, convirtiendo una sala de la escuela dominical en un apartamento. Tanto la iglesia como Chavalan Sut, han expresado  públicamente la condición su condición de refugio bajo Santuario como lo exige la ley. Por ello quieren que los/as miembros de la comunidad y los/as líderes políticos entiendan su situación y apoyen su caso.

Servicio del Domingo de Ramos en el santuario de la Iglesia Metodista Unida Memorial Wesley con el Rev. Isaac Collins, al centro. Foto: Cortesía de de la Iglesia Metodista Unida Memorial Wesley.

Servicio del Domingo de Ramos en el santuario de la Iglesia Metodista Unida Memorial Wesley con el Rev.  Isaac Collins, al centro. Foto: Cortesía de de la Iglesia Metodista Unida Memorial Wesley.

Toda la iglesia es su casa

A principios de 2019, la IMU Memorial Wesley presentó una solicitud al Comité Metodista Unido de Auxilio (UMCOR) una solicitud inusual de una subvención de su Fondo de Migración Global. Como Chavalan Sut no habla el inglés con fluidez, la congregación quiso extender su hospitalidad y proporcionar traducción simultánea inglés-español durante la adoración y otros eventos que la iglesia organizó, lo que ha hecho que el servicio sea accesible para sus invitados/as y para otros/as hispanoparlantes de la comunidad que han comenzado a asistir al culto en solidaridad con Chavalan Sut. La subvención UMCOR proporciona equipos de traducción y fondos para mantener una rotación de traductores experimentados a lo largo del año.

"Sentimos que la mejor manera de darle la bienvenida a María y que se sintiera parte en nuestra comunidad de adoración, era que pudiera entender lo que estaba sucediendo allí" dijo Collins en una entrevista. “El equipo de interpretación es importante, porque esa tecnología lo hace más fácil para ella, pero también para todos/as quienes la rodean”. Tener traductores en la mayoría de los eventos ha ayudado a la congregación a conocer mejor a Chavalan Sut y ella ha aprendido más sobre la congregación.

Collins dice que el refugio bajo la modalidad de Santuario, funciona sin problemas la mayor parte del tiempo. Pero observó que la tensión mental que emerge de esta condición es una realidad.  “María está básicamente encarcelada aquí, voluntariamente, pero apenas tiene tiempo fuera de la iglesia; tratamos de hacer de este lugar un espacio lo más agradable y acogedor posible, pero la carga mental que esto puede significar es realmente intensa". El esfuerzo adicional de la iglesia para conectarse con Chavalan Sut como ser humano ha ayudado a aliviar esa tensión; pero el objetivo para todos los/as involucrados/as es, en última instancia, que Chavalan Sut adquiera un estado legal permanente en los Estados Unidos para que pueda salir de nuevo y caminar libremente en la comunidad.

NOTA: Para obtener más información de la Iglesia Metodista Unida Wesley Memorial visite https://wesleymumc.org/giving/. Las contribuciones para el Fondo del Santuario se pueden designar en el cuadro de comentarios. El aporte de fondos para apoyar la Migración Global se puede hacer en el sitio web de Ministerios Globales, Avance #3022144

 

* Christie R. House es escritora/editora senior de Ministerios Globales. Es miembro de la iglesia Metodista Unida San Pablo y San Andrés en Nueva York, que ha ofrecido santuario por más de un año a Debra Barrios-Vásquez, quien es de Guatemala.

** Leonor Yanez es traductora independiente. Puede escribirle a IMU_Hispana-Latina @umcom.org

 

Temas Sociales
Los/as participantes cantan durante el servicio de adoración en un proyecto piloto de la Junta General de Ministerios Globales (GBGM por sus siglas en inglés), destinado a capacitar pastores/as y laicos/as que lideran congregaciones afectadas por la migración. La sesión se llevó a cabo del 22 al 30 de agosto en el Centro Educativo y de Formación de la Iglesia Metodista Unida en Stuttgart, Alemania. Foto por Üllas Tankler, GBGM.

La migración impulsa el desarrollo de ministerios multiculturales

En los últimos años, las congregaciones metodistas de toda Europa han abierto sus puertas a refugiados/as, solicitantes de asilo y migrantes.
Temas Sociales
Se ofrecen oraciones por los/as abogados/as de Justicia Nacional para Nuestros Vecinos, un ministerio de inmigración metodista unido, durante la Convocatoria Fronteriza en San Antonio, Tejas. El evento de la Conferencia Anual de Río Texas, celebrado del 20 al 21 de septiembre, atrajo a unas 115 personas para discutir cómo los ministerios de inmigración pueden responder mejor a la medida que Estados Unidos ha tomado para restringir la entrada de solicitantes de asilo. Foto por Sam Hodges, Noticias MU.

La situación fronteriza pone a prueba los ministerios de inmigración

La Segunda Convocatoria Fronteriza de la Conferencia Anual Río Texas atrajo a numerosos/as participantes para compartir ideas sobre trabajo de ayuda y defensa.
Temas Sociales
Un grupo ecuménico celebra una vigilia de oración en la frontera entre Tejas y México. Los/as metodistas unidos/as eran parte de un grupo de más de 100 personas que pasaron parte del fin de semana del Día del Trabajo en la frontera y cruzaron a Matamoros, México, para visitar a las personas de Centroamérica, y de otras latitudes, que se encuentran allí en buscan asilo en los Estados Unidos. Foto cortesía de Texas Impact.

Grupo de Tejas cruza la frontera para encontrarse con solicitantes de asilo

La mayor parte de este contingente ecuménico eran metodistas unidos/as quienes buscan el fin de la política de "permanecer en México".