Dando la bienvenida a los inmigrantes

Las congregaciones de los Estados Unidos están trabajando para convertirse en "congregaciones que abrazan a los inmigrantes" (Immigrant Welcoming Congregations ó IWC). Este proceso ayuda a las congregaciones a cambiar su perspectiva: de misericordia a justicia, de servicio a amistad encarnada, de activismo a organización, de "ministrar a" a ser transformados junto con los inmigrantes.

El modelo de IWC fue creado por Kristin Kumpf, metodista unida que trabaja con Midwest Academy en Chicago, y Jenny Dale, miembro de la Iglesia de Cristo Unida y organizadora de la coalición Chicago New Sanctuary.

Las congregaciones que participan se comprometen a completar el mínimo de un año del proceso de cinco pasos hacia convertirse en IWC. Estos pasos son:

  • Entender y articular la fe
  • Entablar amistades encarnadas
  • Educar para la transformación
  • Acción en oración
  • Afirmar nuestro pacto

Talleres metodistas unidos
Bill Mefford, director de Derechos Humanos y Civiles de la Junta General de Iglesia y Sociedad, ha tomado la iniciativa de usar el modelo IWC en las congregaciones de la IMU. Para esto reclutó a Kumpf, especialista en organización para el cambio social, para que organice talleres IWC en las conferencias anuales de la iglesia. Hasta ahora participan Ohio, Pennsylvania, California, Michigan, Arkansas y Tennessee.

"Para los metodistas unidos, el modelo IWC se basa en cómo la denominación afirma el valor, dignidad y derechos de cada persona, no importa su nacionalidad y estatus migratorio", dijo Mefford.

Movimiento santuario
El modelo IWC tiene sus raíces en el movimiento santuario. Durante la década de 1980, muchas congregaciones en todo el país se declararon santuarios y se comprometieron a dar refugio, bienes materiales y servicio legal a los refugiados de Centro América que huían de las guerras civiles en sus países.

Hoy el contexto político es distinto y no hay necesidad de santuario físico. En vez de escapar de una guerra civil, los inmigrantes de hoy son aterrorizados por medidas policiales extremas que separan a las familias y divide a las comunidades. Estas medidas divisivas esparcen odio y crean ambientes discriminatorios que también impactan a los refugiados.

Participación más amplia y profunda
El llegar a ser una IWC es un viaje en el que las congregaciones profundizan y amplían su participación en el trabajo de la justicia para los inmigrantes. Dado que hoy hay más posibilidades para una reforma a sistema de inmigración, es importante tener una acción y voz coordinadas desde las comunidades de fe.

Además, el involucrarse en el programa IWC da la oportunidad para que las congregaciones construyan un movimiento sostenible y de larga vida para defender los derechos de los inmigrantes, además de crear espacios de adoración a Dios más inclusivos y multiculturales.

Si usted es parte de una congregación de la IMU y se interesa en el programa IWC, contáctese con Bill Mefford via email: [email protected]. También se puede contactar al Rdo. Noel Andersen: [email protected].

*Anderson es coordinador interino de relaciones ecuménicas de Church World Service Immigration & Refugee Program.

Violencia
MARCHA condena el lenguaje y las acciones que incitaron la violencia contra el congreso y la falsa retórica del presidente Donald J. Trump, así como a todos aquellos representantes, que avivaron las llamas de la insurrección y la violencia de las turbas. Foto cortesía de MARCHA.

MARCHA rechaza actos de insurrección en Capitolio

MARCHA cree que la supremacía blanca y el colonialismo son pecados que continúan teniendo efectos profundos en nuestra sociedad y en las comunidades de color en particular.
Temas Sociales
Rev. David Maldonado.Imagen tomada del video reportaje "La Iglesia Etnica", publicado en el canal de Youtube IMULATINA de Noticias MU.

La iglesia debe escuchar voces hispano-latinas

La falta de voces de América Latina representa una brecha importante en las conversaciones globales que ocurren en La Iglesia Metodista Unida.
Misión
Las fuertes lluvias que trajo el huracán Eta, provocaron grandes inundaciones especialmente en la zona norte del país. Tocoa fue una de las zonas afectadas por las inundaciones y los/as metodistas unidos/as están apoyando a la recuperación de las comunidades afectadas. Foto cortesía de la Misión Metodista Unida.

Metodistas unidos/as en Honduras enfrenta la tragedia con solidaridad

Pastores/as y líderes locales han estado ayudando a sus comunidades repartiendo comida, cooperando con el rescate de personas afectadas, acondicionando y apoyando albergues seguros para personas damnificadas.