Cómo usar el código de respuesta rápida

19 de septiembre, 2012 | MyCom


foto iStock por pressureUA

Imagínese que su iglesia ha creado un volante que está distribuyendo en la comunidad, para anunciar un programa. ¿Le gustaría que la gente respondiese de inmediato? Para que esto ocurra, usted espera que la gente vaya a casa, prenda el computador y busque la página de su iglesia para inscribirse en el programa.

¡Pero hoy hay un sistema más rápido! Hay que usar los códigos de respuesta rápida o códigos QR (= quick response), como se conocen.

Estos códigos son una forma magnífica de conectar el material impreso con aparatos móviles para generar una respuesta inmediata. Más del 35 por ciento de la gente de nuestro país usa teléfonos inteligentes y el iPad.

Código de Respuesta Rápida (QR = quick response)
El código QR es un gráfico bidimensional (2D) que puede ser leído por su iPhone,
iPad, Android o cualquier teléfono inteligente. Cualquiera puede escanear el código QR para acceder al sitio o producto al que se refiere el código. Por ejemplo, hoy muchos de los letreros de casas a la venta tienen un código QR. La gente que pasa por la casa que se vende, se baja del automóvil y escanea el código del letrero, e instantáneamente accede a la página del internet donde sale toda la información sobre la casa.

Cómo confeccionar un código QR
La iglesia puede obtener un código QR de un generador de códigos, como Kaywa. Uno puede conseguir el código y elegir a qué conectarlo. Cuando usted solicita un código QR, el sitio web le preguntará a dónde quiere usted que el usuario llegue con dicho código. Provea esta información mediante una dirección de Internet. Después salve el código para colocarlo en un volante, boletín, etc.

Sea específico
Use el código QR para conectarlo a contenido digital del internet o para activar funciones del teléfono, mensajes instantáneos o cortos.

Las iglesias pueden usar el código QR para acceder a eventos especiales: conferencias, retiros, obras de alcance y eventos comunitarios.

Las visitas potenciales se sentirán más cómodas cuando sepan lo que pueden esperar de su primera visita. Conéctelas a un contenido web que les da la bienvenida y les comparte algo sobre cómo es la iglesia.

Cuando la gente empiece a conectarse con diferentes ministerios, use los códigos para ayudarlos a aprender, hacer llamadas, llamar por teléfono, enviar mensajes de texto o participar en la vida de la iglesia.

La oración es una herramienta poderosa. Si la iglesia coloca un código de QR en su boletín, podrá conectar a la gente a una cadena de oración.

La comunidad
Los códigos QR hacen que los programas de la iglesia sean más asequibles para la iglesia y la comunidad. Coloque un código en cualquier material que usted cree, como la hoja de registro para la Escuela Bíblica de Verano. La gente podrá usar el lector de códigos del celular para escanear el código y acceder a la información que podría indicar cómo llegar a la iglesia, visitar su página web, ver el último sermón, etc.

De seguro que el código QR lo conectará con la generación más joven, que se inclina más a la nueva tecnología y que también busca a Dios.

Compañías como QR Arts son capaces de diseñar códigos específicos para usted.
Misión
La Obispa Minerva Carcaño (centro), reunida con líderes de la Conferencia Anual California-Pacifico y del Consejo de Ministerios Hispano-Latinos de la Jurisdicción Oeste. Foto cortesía de la Conferencia Anual California-Pacifico.

Formar líderes es la prioridad de los ministerios hispano-latinos en el oeste

El Consejo del Ministerio Hispano-Latino de Jurisdicción Oeste inició el año reuniéndose con el liderato de la Conferencia Anual California-Nevada.
Teología
Pablo Sosa dejó un o de los legados musicales y litúrgicos más ricos del metodismo hispano parlante. Foto ilustración Noticias MU.

“El Cielo Canta Alegría” mientras la iglesia se conduele ante fallecimiento de Pablo Sosa

Fue pastor de la Iglesia Evangélica Metodista Argentina (IEMA) y un líder mundialmente reconocido por su labor ministerial en la composición musical, docencia, dirección coral y liturgia
Historias de Fe
De derecha a izquierda vemos al Rev. Dawn Taylor-Storm, la Revda. Molly Dee Rounsley, Revda. Evodia Villalvia, Revda. Luky Cotto, la Obispa Peggy Johnson, quien escribió sobre la terrible experiencia de Isabella en su Blog ("Via Dolorosa"), y Luis Castillo, un traductor. Foto por John Coleman.

Metodistas en Pensilvania atiende el ruego de una madre inmigrante

La IMU El Buen Samaritano en West Chester, buscó para una de sus miembros, una joven madre inmigrante latina cuyo esposo había sido detenido y luego deportado a Honduras.